• Usuario
  • Ultimos temas
Últimos temas
» Cuenta hasta 10 y besa
Hoy a las 6:40 pm por Akemi Thainos

» Son cuestiones laborales [+Libre+]
Hoy a las 6:31 am por Sora Shirakiin

» La casualidad de las compras [Libre]
Hoy a las 6:13 am por Akari van Helmont

» Un extraño entrenamiento [+Ragnaros+]
Hoy a las 6:03 am por Sora Shirakiin

» Afiliación Élite | Kairaku no Kizuna |
Hoy a las 12:36 am por Invitado

» Normas del foro [importante firmar]
Ayer a las 11:29 pm por Morphine

» ¡Nos vamos de fiesta! ''lluvia de sangre'' [4/6] Libre
Ayer a las 12:01 pm por Vergil Vólkov

» Momentos Épicos en la CB
Ayer a las 2:27 am por Minato Arisato

» Registro de Trabajos
Miér Feb 15, 2017 1:16 pm por Alice Green

» Project Fear.less [Afiliación Élite]
Miér Feb 15, 2017 12:58 pm por Alice Green

» Kaosu no Rakuen [Afiliación Élite]
Miér Feb 15, 2017 12:52 pm por Alice Green

» Elementalist Foro Rol - [Normal]
Miér Feb 15, 2017 12:41 pm por Alice Green

Foros Hermanos (2/4)
Dir. y Rec. (3/8)
Afiliación Élite (42/45)

De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Sáb Mayo 21, 2016 7:00 pm

El teléfono de su casa no había dejado de sonar, solo porque no estaba dispuesto a del colgarlo y hablar, había pasado muchos años desde que vio por última vez ese número, desde que habló con ese señor que se hacía llamar su padre y no le apetecía hablar, además ¿por qué deberían hablar?, no le importaría no volver a escucharle por un tiempo más, si había esperado hasta ese momento para contactarlo, después de todo la paciencia era una gran virtud, o eso dicen. Cogió sus llaves, el móvil y salió de su casa a dar un paseo, estaba atardeciendo así que de seguro se vería un bonito cielo cálido desde el puerto.

También debería de haber dejado el móvil en su casa, pero ugh, eso era más complicado, estaría en problemas si su agente le llamaba por algún trabajo y el simplemente no contestaba porque no llevaba el móvil encima. Aunque realmente era un verdadero dolor de cabeza, tal vez debería bloquear los mensajes y las llamadas de todos sus contactos menos los imprescindibles o podría cambiar de número y no dárselo a nadie salvo con quienes trabaja. Nuevo mensaje, era el tercero con el mismo texto "¿Es cierto? ¿Cómo lo llevas?" por eso odiaba el mundo de la fama, los rumores se esparcían peor que un virus, daba igual si eran ciertos o no a veces era muy cansado incluso para alguien de eterna sonrisa como él.

En el puerto ya no había mucha gente y daba gracias a ello, solo quería pasar un rato con la mente en blanco de todo lo que tuviese que ver con trabajo, familia y esas cosas de la vida común. Jugueteaba con su móvil pensando en que hacer, pero desde luego lo que no pensaba es que este se resbalaría de sus manos y por mucho que le molestase no quería matarlo de esa manera. Lo alcanzó justo al borde antes de caer al agua, pero el que se iba a caer era el si perdía el equilibrio, cosa que ocurrió, pero hacia atrás, cayendo sentado - Auch... - al levantarse se sobó las caderas, eso realmente había dolido más de lo que esperaba, lo que si le dolía era que no había conseguido rescatar su móvil, lo había soltado al caer y ahora estaba muerto con la pantalla rota ¡maldita mala suerte! lo miró de nuevo mientras lo cogía, ahí destrozado en su mano y suspiró, negó con la cabeza guardándolo en el bolsillo, ya vería mas adelante si tenía solución, solo rezaba para que no le surgiese ningún trabajo o de esa bronca nadie le podría salvar.

No tenía nada que hacer así que prefirió sentarse a mirar al infinito y dejar pasar el tiempo hasta que anocheciese, entonces si volvería a casa aunque fuese solo para dormir y ver si se había librado de la bronca o al día siguiente se quedaría sordo por los gritos.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Dom Mayo 22, 2016 2:41 am

No vendrán.

Llevó la pajilla a su boca y sorbió de su tapioca, a los segundos la pajilla se tapó con una de las gomitas de la bebida y se vio obligado a retirarla de su boca para agitarla un poco.

Seguro se les hizo un poco tarde.

No lo creo.

Volvió a tomar un poco de su bebida directamente del vaso, habiendo ya tirado la tapa junto a la pajilla, comenzaban a desesperarle esas perlas que se atoraban y no dejaban pasar el liquido, aunque el masticarlas le generaban cierta placentera sensación, bendita persona que inventó la tapioca. Miró a su derecha, al tipo que estaba apoyado en un barandal tratando de hacer una llamada, y se preguntó a si mismo: ¿que hago aquí?.
El joven a su derecha era un compañero de trabajo, un enfermero. Este chico acordó una cita con una mujer a la que hablaba con cierta frecuencia, pero esa misma mujer, pidio una cita doble... y aquí esta el señor Kinti cordialmente ayudando a su compañero, con una cita doble que lleva retrasada hora y media.

Deberíamos irnos.

No me daré por vencido tan fácilmente!


Y por ese comentario, tuvo que escuchar una larga historia acerca de todas sus tragedias amorosas, de como una chica lo abandono en la secundaria, de como otra se negó a ir con él al baile de graduación, acerca de como esa pagina le ha dado la posibilidad de no morir solo (a sus 25 años)...

No deberías usar esas páginas, ¿has pensado que podrías convertirte en la cena de una vampiro?

Para ti es fácil decirlo, podrías salir con quien quisieras.

Con quien quisiera... se metió algunas perlas de tapioca a la boca y comenzó a masticarlas con insistencia; si fueras más seguro de ti mismo, podrías tener una sana relación, fuera de internet.

Así consigues tus citas?

No me interesan las citas.

Entonces no deberías aconsejar algo para lo que no eres apto.

Internet tampoco es apto.

Internet es una herramienta de gran ayuda para todo tipo de relaciones sociales! Alexander se encogió de hombros, restando importancia a ello.

Solo necesitas ser seguro.

Te apuesto 1200 yenes a que no puedes conseguir salir con alguien. Alexander lo miró interrogante, después sonrió.

Que sean 1500, y te daré una lección.

Serán los 1500 más fáciles de mi vida.

Escoge a alguien, me aceptará al menos una bebida. Así sabrás que estas equivocado.


Él. Alexander miró en la dirección en que su joven amigo señaló, encontrándose con un joven chico rubio sentado al borde del puerto.

Un chico? no soy gay.

La seguridad lo es todo, no? solo haz que te acepte algo, y habrás ganado.

Podría ser hetero y lo haría enojar.

Si te golpea, pierdes.

No temo a un golpe, temo por mi vida, podría ser un demonio gruñón.


Después de una pequeña discusión entre compañeros de trabajo, Alexander aceptó por fin el reto, vaya que aquel enfermero era algo insistente, desde cuando era que se llevaba tan bien con él? debía arreglar eso. Tomó una rampa cercana al agua, para acercarse al rubio que le designaron como objetivo; se detuvo algunos segundos cuando vio que este casi caía al agua y después se sentaba a solo mirar el atardecer; miró por sobre su hombro a su compañero, dudando que esto fuese una buena idea (que en realidad, no lo era). Suspiro, y continuó hasta llegar detrás de él, se paro guardando una distancia considerable; desde allí, podía ver que el chico era apuesto, lo que le hizo dudar aun más, ¿estaría esperando a su novia? comenzaba a creer que realmente terminaría con la nariz rota y uno que otro moretón.
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Dom Mayo 29, 2016 12:52 pm

Miró el reloj, si por que por suerte aún llevaba un reloj aunque no llevase puesto en la muñeca, debería volver y comprobar que mañana seguiría vivo y con un poco mas de suerte todo el mundo se habría cansado de que les ignorase y le habrían dejado ya en paz de una vez.

Se levantó con cuidado, lo último que quería en ese día era darse una baño involuntario en al agua del puerto y acabar empapado. Además que a saber cuanta suciedad tuviese ese agua del combustible de todos los barcos que atracaban allí, no tenía curiosidad de saberlo ni ahora ni nunca.
Apenas había prestado atención a lo que le rodeaba cuando se dio la vuelta para emprender su camino, hasta que levantó la cabeza encontrando alguien parado a una distancia prudencial de donde se encontraba. Podía simplemente estar contemplando las vista como hacía el, pero tan alejado del borde era un poco raro y por su cabeza pasaban miles de ideas muy ridículas de que podía estar haciendo allí parado.

A decir verdad era guapo, alto con una buena espalda, de cabellos oscuros, ojos dorados y el parche en uno de ellos solo lo hacía verse mas interesante, al menos desde su punto de vista de modelo homosexual que no lo acepta en voz alta, pero se que queda mirando un buen rato a los tipos interesante como aquel hombre. Se mordió el labio, seguro que llevaba móvil encima, a costa de que pareciese un mal intento de ligar o algo así podría pedírselo y así también podría volver con mas tranquilidad. No parecía ser una idea tan mala después de todo tenía que pasar a su lado así que cuando alcanzó su posición a una distancia suficiente para una conversación normal, se quedó parado mirando un momento al de cabellos oscuros.

- Ummm... esto, perdona, puede que esto suene raro, pero podrías dejarme tu móvil -se volvió a morder el labio, realmente no podía evitar sentir cierta sensación de nervios, ¿estaría haciendo el ridículo?, salir con chicas bonitas era muy diferente a tratar con chicos apuestos, sobretodo cuando los que te gustan son los últimos - Debo llamar a alguien y el mio murió de un golpe y, ah..... es importante -tan importante como si hubiera olvidado una cita con su novia, que no tenía, pero casi se podía comparar a ese tipo de situaciones, de hecho si lo pensaba fríamente, realmente podía parecer que era eso lo que pasaba. Era algo que en ese momento le daba un poco igual, son confusiones comunes que se pueden aclarar con facilidad, no le representaban mayor problema.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Dom Jun 05, 2016 3:56 am

Solo tengo que invitarle una bebida y retirame antes de que algo suceda... el químico pensaba mientras miraba la espalda del joven rubio que yacía sentado al borde del atracadero; vaya, tratar de invitar a un chico se veia mal en su imaginación y seguro resultaría peor en la vida real. ¿Que son 1500? Nada. Lo mejor sería dejarse de tonterías y volver a casa, el dinero va y viene, el lo sabía mejor que nadie.

Planeaba retirarse cuando el joven de cabellos dorados se puso de pie y lo encontró detrás, sin querer, cruzaron miradas por un instante; un escalofrió recorrió su cuerpo, ¿sospecharía el chico que el estaba allí por él? Metió las manos en sus bolsillos intentando disimular, mientras no se armará un escándalo todo estaría bien. Volvió a posar la mirada sobre el rubio y vio algo que de momento, lo dejo estupefacto, ¡¿Acaba de morderse el labio?!, después de todo, el chico si era homosexual, o por lo menos le gustaban un poco los hombres, y Alex le parecía atractivo al parecer. Desvió la mirada y fingió mirar un par niños que correteaban adelantándose a sus padres. Bien, ahora solo tendría que esperar a que el chico se fuera; pero esto tampoco sucedió.

¿Estas intentando robarme el móvil? cuestiono el joven cuando este se detuvo para hablarle, mostrándose claramente confundido, sin embargo, poco después suavizo sus facciones y mostró una ligera sonrisa, es broma.

Saco su mano diestra del bolsillo, sacando ya el móvil que llevaba allí mismo. Supongo habrás golpeado tu móvil con aquella caída cerró la boca en ese instante, notando que hablaba de más, ahora el rubio sabría que llevaba rato observándolo, por tanto, se apresuró a desviar esa posibilidad venía hacia acá cuando lo vi, te encuentras bien?.

Extendió su mano con el móvil al chico, para que este pudiera tomarlo y hacer su llamada, con gusto lo ayudaría, no parecía una mala persona, no al menos alguien que saldría corriendo con su celular, y si así sucedía; ya algún día conseguiría otro, ya había sobrevivido 400 años sin uno de esos, no le era indispensable. Cambio de idea repentinamente y bajo la mano con el móvil, ¿te gusta la tapioca? preguntó con cierto interés disimulado, del otro lado de la calle hay alguien vendiéndolas, podría invitarte una, si aceptas, claro esta. Y si aceptaba, le daría el celular para esa llamada importante. La apuesta seguía en pie.


Ficha // color: #ffc97d
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Vie Jun 10, 2016 8:19 pm

Se sintió la persona mas estúpida del mundo cuando sus miradas se encontraron, y el de cabello oscuro apartó la mirada casi al instante mientras el siguió observando un momento más, era algo un poco vergonzoso vale, el otro se había dado cuenta de que se había quedado mirándole ¿como explicar eso? Por suerte el contrario no hizo ningún comentario sobre el tema.

- No.... -se había quedado blanco al escuchar aquello, pero pronto al otro aclaró que era una broma, recuperando el su color y haciendo un curioso puchero de desaprobación, realmente se había asustado de que pensase que saldría corriendo con su móvil o algo así - Buh, eso no fue nada divertido -solo pensó lo infantil que había sonado eso una vez que ya lo había dicho, se preguntaba porque siempre sonaba tan infantil cuando algo lo hacía estar nervioso, aunque en realidad eso no se solía notar con tal carácter que tenía el rubio.

- Oh, um, si yo estoy perfectamente no ha sido nada, solo quedará una pequeña marca que se irá en unos días -pasó de la sorpresa inicial y una especie de compleja mezcla entre felicidad e incredulidad por la pregunta, aunque podía haber sido mera cortesía, le hacía pensar cosas que no tenía que pensar porque no lo conocía en absoluto, lo que era lo mas vergonzoso y segundo no iba a tener posibilidad alguna, si algo podía decir es que parecía muy heterosexual.

Dejando aparte el cacao mental que le ocurría  en ocasiones así, se llevó un dedo a los labios en tono pensativo, no había nada de malo en ello y podía ser entretenido - Si, me gusta y no es una mala idea -sonrió como de costumbre al agradarle la idea y por que no decirlo la compañía también, pero solo era una apreciación, había decidido dejar de pensar mas allá de eso - Hace tiempo que la tomo, y si me invitan no podría decir que no -se rió un poco ante lo mala que era esa frase como chiste.

Claro que el de cabellos oscuros no comprendería la gracia de ser invitado cuando el era quien solía invitar a otros cuando salían - Disculpa, no pienses que estoy loco o algo así, solo me hizo gracia, por lo general suelo ser yo quien invita a otros -se quedó callado sin saber muy bien que mas decir, con una pequeña sonrisa, todavía no había metido la pata y eso ya era todo un progreso.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Sáb Jun 11, 2016 6:25 pm

Se le escapo una pequeña risa cuando el rubio se mostró "descontento" con la broma jugada de su parte, vale, que no esperaba tal actitud "infantil" de un chico con ese aspecto, aunque en realidad, le fue un gesto agradable; ese chico tenía una actitud cálida, algo que le era nostálgico, muy nostálgico, a Kinti.

Ya veo, aun así, no deberías dejar pasar tan a la ligera un golpe como ese, a la larga podría traer consecuencias se encogió de hombros, si algo aprendió de la guerra, es que cualquier daño, por pequeño que pareciera, podría dejar secuelas... si te sientes mal en estos días, te recomiendo visites un médico.

Asintió agradecido cuando el chico accedió a tomar una tapioca junto a él, todo estaba saliendo demasiado bien, y eso comenzaba a carcomerle por dentro, sintiéndose un poco culpable por lo que estaba haciendo, el chico hasta ahora se había mostrado muy agradable, por supuesto, al no saber que Alexander solo se acercó gracias a una apuesta. Tal vez si estas un poco loco, lo suficiente para aceptar la invitación a tomar una bebida por parte de un desconocido aclaró, sonando como una persona de edad avanzada que regañaba a un chiquillo, pese a eso, Alexander no era alguien por quien preocuparse, los problemas no era algo en lo que gustara de inmiscuirse; Para que no haya ese problema, lo mejor sería presentarme extendió su mano diestra para saludar al rubio Mi nombre es Alexander Kinti, trabajó en el hospital general, en el área de laboratorio y llevó un par de años viviendo en esta isla.

Tras su presentación, miro de reojo al lugar donde antes estuvo con su compañero, el enfermero, quien miraba atentamente con una sonrisa en el rostro, hacia el lugar donde el químico se encontraba. A estas alturas, el enfermero ya sentía la falta de dinero en su próximo cheque, mientras Alexander, rememoraba los sabores de tapioca que vendían del otro lado de la calle, tratando de adivinar cual sabor escogería el rubio, y cual escogería para si mismo.
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Lun Jun 13, 2016 8:38 pm

- No me agradan mucho los hospitales, pero lo tendré en cuenta -sonrió aceptando el consejo, de todas formas estaba seguro de que si algo ocurriese y fuese lo suficientemente grave como para tener que ir al hospital, ni mil quejas o renuncias le salvarían de que lo llevasen hasta allí, incluso estaba seguro de que si fuese necesario lo llevarían arrastrando. Era uno de los problemas de ser modelo no te puede pasar nada, tu rostro es público en consecuencia no puedes dañar tu imagen porque afectaría a otros. Dicho así sonaba muy hipócrita, era lo único que no le agradaba por eso prefería no pensarlo.

Se encogió de hombros y rió ante la afirmación del otro sobre su locura, bueno siempre había pensado que un punto de locura no era nada malo para no volverse realmente loco de verdad con todo lo que ocurría en su mundo. Realmente se sentía un poco si lo estuviesen regañando por hablar con desconocidos y aceptar la invitación de uno, eso le causo aún mas gracia.

Solo alcanzó a pensar que resultaba entrañable, nadie le había tratado con tanta naturalidad desde hace tiempo, quitando a sus compañeros de trabajo que ya lo conocían y le tenían confianza, fuera de eso los demás empleados de la agencia solían susurrar a sus espaldas, daban miradas furtivas esperando cualquier fallo como hienas, a veces le producían escalofríos y fuera todo eran gritos histéricos, muchos falsos cumplidos y luego estaban los que buscaban impresionar diciendo que lo había conocido y aquello aunque no lo admitiese le resultaba cansado, incluso molesto a veces - Scott Evans, soy modelo y ah, creo que llegué a la isla hace un año y medio o algo así -no era una época de su corta, solo tenía 20 por favor, vida que le gustase recordar, pero después de llegar todo había ido mucho mejor.

Lo único que le incomodaba era que ocurriese como siempre que al saber a que se dedicaba se volviese algo superficial, no le importa porque el ya era suficientemente superficial varias horas al día, pero buscaba, no, quería algo serio que eso. El amaba la naturalidad - Y di, ¿que sabor prefieres? -preguntó alejando esas dudas de su cabeza para después, no podría desperdiciar una ocasión así - Yo creo que mientras el sabor no sea muy amargo o agrio está bien, aunque el dulce es realmente rico -si, Alexander, sonaba bien pronunciar el nombre del de cabellos oscuros, no se había dado cuenta de que no paraba de hablar ahora se daría cuenta, el mismo se había dado cuenta de que lo hacía - Por cierto si en algún momento piensas algo como "Oh por dios que se calle ya" no te contengas no sería la primera vez, ya me ha dicho que a veces hablo demasiado, así que eso... - no sabía muy bien como decir, "si te cansas de mi por favor cortarme antes, no te aguantes por lástima, odio ese tipo de comportamientos" y eso era la mejor manera que había logrado pensar, aunque no solía tener que usarla, por eso de lo superficial que solía ser la gente con el.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Sáb Jun 18, 2016 6:29 pm

Arqueó la ceja de su ojo visible mientras estrechaba la mano del joven "Evans" y este le decía cual era su trabajo. Modelo repitió para si mismo, mirando detenidamente las facciones del chico, como si buscara que estas se grabaran permanentemente en su memoria, sonrió, juraba no haberlo visto antes, aunque Kinti tampoco era de esas personas interesadas en el mundo de la farándula. No sabía que decir de su suerte en ese día, pero por un juego justo ahora invitaba a tomar una simple bebida a un modelo, ¿que tan famoso sería Evans en realidad?

Creo que optaré por algo exótico dijo, mientras con la diestra indicaba el camino al rubio, y comenzaba a caminar para salir de la zona del puerto y cruzar la calle al frente mango quizás, se metió la mano entre los bolsillos del pantalón, sonriendo para si mismo; el mango no era precisamente algo exótico, pero en realidad hoy en día no existía sabor que no hubiera probado ya. Miró con extrañeza al rubio mientras este daba un discurso de como "cerrarle la boca", literal. Uh... dudó un momento acerca de como contestar a eso, saco la mano derecha de su bolsillo y se acomodó el cabello, con el cuidado de seguir cubriendo su ojo derecho, no me desagrada en absoluto encontrarme con alguien que hable sin parar.

Se detuvo un momento para aclarar ese pequeño punto, justo antes de cruzar la calle, no soy alguien que suela hablar demasiado, pero soy muy bueno escuchando, y me gusta aprender, así que no te reprimas y di todo lo que tengas que decir, se asomó para mirar a ambos lados de la calle, asegurándose ningún vehículo en movimiento estuviera cerca aun así, no dudes en que si llegará a cansarme de tu voz, te lo haría saber, aunque lo creo muy poco posible. No quería parecer un adulador, tampoco quería hacer pensar al chico que debía hablar menos, le daba igual, es más, Alexander creía que la calidez del chico se debía precisamente a eso, a que no paraba de decir las cosas que piensa, algo así como una persona sincera, cosa que el mismo no era. Cruzó la calle y llegó justo enfrente de un pequeño local, que anunciaba con letras fosforescentes la venta de la famosa bebida, Mango pronunció una vez que una joven atendiendo el local se fijo en los recién llegados, escoge lo que gustes se dirigió al chico, señalando con su cabeza un par de tableros con los nombres y sabores de las bebidas que allí vendían.
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Vie Jun 24, 2016 9:16 pm

Le dio la risa, no quería reírse, de verdad que no era esa su intención, podía jurarlo una y mil veces si hiciese falta, pero esa mirada extrañada con la que le miraba el de cabellos oscuros pudo con el y sus intenciones de no reírse o mostrar alguna expresión cómica en un momento. Se pasó una de las manos por la cara parando de reír para escuchar lo que el otro tenía que decir quedando bastante sorprendido, para bien, todo sea dicho.

- Ah, realmente lo lamento, pero no me pude contener, hacía tiempo que nadie me miraba de esa forma, como si fuese marciano o algo -le dolería la cara de la sonrisa que le había salido de forma tan natural, de alguna manera se sentía cómodo, hablando con el de cabellos oscuros y apenas se conocían, no lo había pensado, pero tal vez ese fuese el motivo. - No es que me guste que me miren raro... ah, como decir esto, en el trabajo no suelo encontrar mucha gente que le guste escuchar, algunos no se paran si quiera a mirarte -se paró a explicar ese último punto que sonaría raro para un extraño que no le conociese realmente, además esta vez hizo un puchero descontento, no podía evitar ser algo infantil en esos temas, además que odiaba que le ignorasen y mucho mas cuando se trataba de trabajo.

Cruzó la calle siguiéndolo hasta el pequeño local donde vendían la bebida a la que había sido invitado, dirigió su atención a los tableros que el otro le indicó para elegir un sabor, después de unos segundos estaba mordiéndose la uña del dedo gordo de su mano indeciso, había varios sabores que se veían apetecibles - Umm, cual debería elegir -quitó los que le pareciesen demasiado fuertes, los mas amargos, sinceramente como había dicho antes le apetecía algo que estuviese dulce aunque no le apetecía nada empalagoso -Dulce de leche, por favor -tomó su decisión como si fuese algo de suma importancia, debería de ser dulce en la justa medida de quitar su antojo, pero sin llegar a ser empalagoso o muy fuerte y tenía curiosidad por el sabor.

Por último se giró hacia Alexander -Muchas gracias por la invitación -aunque no quisiese admitirlo quería dar gracias al destino, la suerte o lo que fuese, que hubiese arreglado su horrible tarde con la invitación del otro, de hecho parecía haberse olvidado de sus problemas, de su móvil roto y su necesidad de hacer aquella dichosa llamada.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Lun Jul 04, 2016 3:45 am

Tras la elección del rubio, la chica que hasta entonces esperaba por ellos se retiro para preparar ambas bebidas. Dulce de leche asintió el químico, mientras se apartaba de la baranda principal para no obstruir la llegada a nuevos clientes, quedándose de pie, a un costado del local, sobre el pasto; buena elección, aunque si deseabas algo dulces, podías haber probado el de galletas, o chocolate blanco. Por un momento, dirigió la mirada a su compañero, con el que estuvo antes y este, tras cruzar miradas, se despidió con la mano y emprendió su camino, quizás, a casa, convencido de que su cita a ciegas no aparecería finalmente.

No se si debería entrometerme pausó un momento sus palabras, al escucharse el sonido de una licuadora dentro del local, lo cual le ofuscaba, aunque tan solo un poco, pero en consideración a su acompañante, decidió hablar hasta que el ruido se hubo dispersado, pero parece que no hay un ambiente muy agradable en tu trabajo. Movió la cabeza, mostrándose un poco confundido, aún no sabía el protocolo para hablar con un modelo; por un instante, le paso por la cabeza que algún seguidor de su trabajo se acercaría al rubio, en su presencia, y eso sería demasiado incomodo... yo, no trato con muchas personas, así que nos vemos obligados a ser cordiales los unos con los otros, supongo.

Recordó repentinamente, algo que debió acontecer desde antes. Metió la mano en su bolsillo derecho y saco nuevamente su celular, extendiéndolo sin problema al joven Evans, aun necesita hacer una llamada, le recordó, dibujando una suave sonrisa en su rostro, creo que ya no me preocupa la idea de que usted salga corriendo con mi celular.

Más pronto que tarde, la chica que los atendió los llamó para entregar las bebidas, con una seña de su mano, Alexander indicó que el iría a recogerlas, dio el importe de ambas bebidas y tomó cada una en su mano, para regresar dónde el rubio y entregarle la bebida que a él le pertenecía. Espero te guste comentó al dársela, mientras el agitaba su propio vaso antes de dar un primer sorbo a la pajilla... dulce proclamó tras haberla probado. Debido a el color sólido de los vasos, confundió las bebidas y el tomó accidentalmente la de dulce de leche, por supuesto, de inmediato se sintió apenado por aquel error.
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Jue Jul 07, 2016 6:10 pm

- Tal vez, aunque no se si sería demasiado dulce - comentó en respuesta, le siguió hasta fuera del lugar para  evitar estar en medio de otras personas que entrasen al lugar. Se quedó un momento pensando sobre lo que estaba haciendo, era una locura, además no parecía tener posibilidad alguna, a veces no se comprendía ni el mismo. Alzó la cabeza para mirar a Alex cuando su voz cortó su línea de pensamiento consiguiendo sacarle una sonrisa ante lo que había dicho.

- Está bien no pasa nada - tampoco estaba diciendo nada que no fuese cierto así que no debería de sentirse mal por ello o algo así - De hecho es verdad, no es muy agradable, todos quieren llegar a pisar una pasarela como modelos profesionales, a veces resulta agobiante tantas ambiciones - y no es que el no las tuviese, la tenía pero las suyas no iban por ese camino, no soñaba con desfilar por una pasarela tieso y sin ninguna emoción, los profesionales no podían destacar, tenían que hacer destacar lo que lucían y ese no era para nada su estilo - Es algo general sabes, modelos, actores, cantantes, diseñadores, ninguno es una ambiente muy amable, se suelen hacer cosas feas con tal de conseguir un buen lugar en cualquiera de ellos - a decir verdad el mundo de la fama era mucho mas oscuro y turbio de los que las personas podían pensar, pero a él le gustaba lo que hacía así que no le importaba soportar alguna que otra mala jugada.

Lo había olvidado por completo, se había olvidado de que debía llamar a su manager, a unas malas solo le dejaría sordo nada mas escuchar su voz, en realidad lo raro es que no se hubiese quedado sordo ya con la de veces que le hacía enfadar y le gritaba por teléfono - Oh, lo había olvidado, gracias - tomó el móvil del otro alejándose un poco para marcar al número mas que conocido de memoria, esperar a que los pitidos de señal acabasen para decir un dubitativo ¿Hola? y en seguida alejar al móvil de su oreja para no quedar sordo

- Donde se supone que estabas, estuve llamando a tu casa y no daba señal
- Lo siento, salí un rato a pasear por el puerto y luego mi móvil sufrió un accidente y no pude llamar para avisar
- Dios, eres como un niño pequeño Scott
- Siento haberte hecho preocupar, solo quería tomar el aire un rato
- ¿Entonces voy por tí?
- No, no hace falta, estoy bien acompañado, llamaba para que si había algún trabajo lo cambiases a mañana -
observó al de cabellos oscuros acercarse con la bebida y agradeció con una sonrisa
- Está bien, solo no hagas ninguna tontería
- Ok, no tienes que preocuparte, no haré ninguna y de todas formas no creo tener muchas posibilidades de hacer alguna -
fue correspondido con un suspiro al otro lado de la línea - Bye

Colgó después de un abatido no olvides descansar, de seguro mañana le esperaría un día duro después de aquel susto, volvió donde se encontraba Alex para devolverle el móvil. Parpadeó varias veces confundido, pensaba que el mango no era dulce, por inercia le dio un sorbo a la bebida que le había entregado el otro, en el momento que el sabor pasó por su garganta se encogió levemente por la sorpresa, no era el suyo - Mango... - cuando realmente comprendió, apartó la cara un momento como si mirase hacia algún lado en el lado contrario de la calle para esconder el leve sonrojo que apareció en su rostro al pensar cosas estúpidamente dulces y tontas - Umm, no pasa nada, el mango también está bueno - comentó volviendo la mirada a Alex mirando alternativamente el envase y a él - En todo caso se pueden cambiar las pajillas y problema resuelto - no sentía como si aquel fuese un erro tan terrible.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Sáb Jul 16, 2016 2:32 am

Tomó su celular de vuelta y lo guardó en el bolsillo de antes, continuando con la conversación de los trabajos, creo que eso no solo sucede en el mundo de los famosos... con tal de obtener lo que se quiere se pueden hacer cosas de las que uno puede o no, arrepentirse algún día hizo una pausa, y continuó, tratando de sonar más grave "el fin justifica los medios", suelen decir.

Estaba intrigado por el chico rubio, muy intrigado. Logró sobreponerse a la vergüenza causada por su pequeño error, solo con ver las expresiones y acciones de Evans, el peliazul no sabía como interpretarlas y esta de más decir que su imaginación ya estaba volando elaborando diversas suposiciones, que prefirió guardarse por el momento y que por supuesto, no daría a conocer.
De verdad disculpa, debí confundir los vasos cuando la joven me los entregó, miro su vaso de Tapioca sabor dulce de leche, no estaba mal, pero era el sabor que Scott eligio de entre todos, no podría obligarlo a tomar un sabor menos dulce, como el mango... y el hecho de que el mismo Alexander hubiera invitado la bebida le hacía sentir aun peor. Extendió su mano con el vaso hacia el rubio, dibujando una ligera y apenada sonrisa en su rostro, se mezclarían un poco los sabores si cambiaramos estas pajillas, además, solo ha sido un sorbo. Igual podemos ir y pedir un par de pajillas más.

Pasado el asunto de las bebidas, que aun le avergonzaban, dirigió su mirada de nueva cuenta al puerto, dispuestas bajando la acerca, se encontraban una línea de bancas, algunas estaban vacías, te parece tomemos asiento? propuso Alex al rubio, estando cómodos sería más fácil seguir conversando. No sabía si era algo bueno, o muy malo, pero el chico que hasta hacía 20 minutos le era totalmente desconocido, le agradaba... comenzaba a desear que esta fuera la primera y última vez que se lo cruzaría.
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Miér Jul 20, 2016 11:22 pm

Se sentía tan tonto, estaba casi seguro de que no estaría interesado en su persona si supiese sus "gustos" por llamarlo de alguna manera mas suave y aún así sus mejillas se habían coloreado y ahora mismo su corazón latía tan rápido, había pensado en que aquello, beber de la misma pajilla, sería indirectamente como un beso, un beso de Alexander... sería tan alucinante. Debería para de hacer eso ya, su imaginación se estaba desbordando y no era lo mejor.

- No pasa nada, no se ve cual es cual, de seguro a mi también me hubiese pasado - asintió dejando por terminado el tema de las pajillas, cogiendo así el vaso adecuado a lo que  había pedido, que forma mas inesperada de recibir un beso aunque tal vez solo el lo pensase de esa manera - De verdad no hace falta - negó con la cabeza ante la idea de ir por pajillas nuevas, no quería cambiarla por lo que había ocurrido, no tenía problema porque no le daba asco por razones que debía de ser obvias.

- Oh, es buena idea - comentó, dirigiéndose hacia los bancos para poder ocupar uno de los que se encontraba vacíos - Ummm, tengo curiosidad por saber, que te trajo al puerto, si no es entrometerme demasiado - quería saber cual fue la causa de su cambio de suerte al conocerle, porque seguía diciendo que no podía tener tan buena suerte en un día que había sido bastante terrible. Porque aunque no le gustase admitirlo él, que nunca se callaba, no sabía muy bien de que hablar con el de cabellos oscuros y eso le desconcertaba un poco, porque apenas se conocían pero le atraía y sentía mucha curiosidad sobre el contrario.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Dom Jul 31, 2016 2:59 am

Espero hasta que el rubio eligiera una banca y fue tras él, para tomar asiento en la misma banca, a una distancia prudente. Por su manía, agitó una vez más el vaso de tapioca y se llevo la pajilla a la boca para beber, esta vez, la bebida correcta, debía reconocer que la forma en que preparaban el mango en ese lugar era fenomenal! sabía tan natural. Tras beber un poco y retirar la pajilla de sus labios, recordó que de esa pajilla antes había bebido Scott, la miró unos segundos, el nunca fue especial con la comida o cosas así, al grado de dejar que piquen de su comida, claro, a gente cercana, beber de la misma pajilla que un extraño le causaba cierta sensación, que no sabía como describir.

¿Que me trajo al puerto?
volvió a beber de su vaso, reflexionando un poco su respuesta, aun estaba el asunto de la apuesta, no quería meter la pata y decir algo que pudiera ofender al chico, era lo que menos deseaba, no quería verse como un idiota. Un amigo... dejo el vaso a su lado en la banca, en medio de los dos y ladeó el rostro para mirar al chico. El acordó una cita doble y me invitó, su chica no se presentó, me aburrí y fui directo al puerto, sonrió, fue cuando te vi caer.

Regreso la cabeza a su posición normal, miraba a las personas que pasaban a su alrededor, a pesar de no ser día de llegada de crucero, el puerto siempre estaba siendo transitado. ¿Que me dices de ti? no parecía estar precisamente tranquilo cuando nos encontramos. No lo miró cuando pregunto, a pesar de mostrarse interesado, no quería relacionarse con él, bueno, eso decía todo el tiempo y finalmente terminaba encariñado con las personas, al grado de sufrir por ellas, o tener que lastimarlas en el futuro... tomaría nuevamente su tapioca, era como una forma de distraerse de sus propios delirios, pero esto no fue necesario, pues su celular vibro, como señal de un mensaje nuevo; lo sacó y miró el remitente, su amigo (el enfermero); soló miró las palabras que se alcanzaban a ver en la alerta, no lo leyó, al parecer su querida amiga se había puesto en contacto de nuevo.
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Scott Evans el Dom Ago 07, 2016 12:43 am

Escuchó mientras daba algunos sorbos a su bebida, si lo pensaba era algo irónico que la cita de su amigo no hubiese aparecido y ahora estuviese tomando tapioca con el, bueno no podía evitarlo, le hacía un poco de gracia.

- Que mala suerte lo de tu amigo - lo decía de verdad, ir hasta un local de la zona portuaria para una cita y que la chica no aparezca es una faena para esa persona, aunque no podía decirlo por experiencia, nunca le habían dejado plantado cosa que agradecía pero se imaginaba que debía ser realmente molesto. - Ya veo, menuda entrada triunfal ¿no? - bromeó respecto a su caída en el puerto, en efecto no estaba precisamente lo que se dice tranquilo. A decir verdad casi se había olvidado de eso, ahora estaba tranquilo incluso bromeaba como hace un momento, tal vez era lo que necesitaba para calmarse.

- Bueno, como decirlo - tomó otro sorbo de la bebida, buscando la manera adecuada de decir lo que le ocurría - Problemas familiares que me persiguen hasta en una isla - suspiró, mirando la gente que pasaba por el puerto, siempre había actividad y lo raro sería que no hubiese tanto transito - Nunca me llevé muy bien con mi padre así que no es nada nuevo - le quitó importancia mirando un momento a Alexander con una sonrisa sincera, había asumido que no se iban a levar bien desde tiempo antes de irse de casa.

Vio al otro observar su móvil y se preguntó si tal vez estaba entreteniendo al otro de hacer algo importante - Si es algo importante deberías atenderlo - tampoco quería ser una molestia para el si tenía que hacer algo además de escuchar sus problemas sentado en un banco en el puerto bebiendo tapioca, aunque en principio tampoco planeaba contarle sus problemas familiares a un desconocido por muy interesante que le pareciese.


Humano
Mensajes :
60

Ver perfil de usuario
Scott Evans

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Alexander Kinti el Lun Sep 19, 2016 3:14 am

No podemos elegir a nuestra familia, lo único que nos queda es lidiar con ella de la mejor manera que podamos.

El rubio no era el primero ni el ultimo chico que tendría problemas con familia, y los padres eran el personaje recurrente en ese tipo de situaciones; él mismo, había tenido diferencias con alguno de sus hijos antes, más no por eso los quiso menos, nunca... dio un gran suspiro ante el recuerdo, su mirada se perdió repentinamente. No esperes escapar de los problemas yendo a otro lugar, tarde o temprano te encontrarán, rió repentinamente al darse cuenta de lo que estaba haciendo, bueno, es solo el consejo de un desconocido, puedes ignorarlo si gustas.

Negó con la cabeza, estoy seguro de que no es nada importante, se trata del conocido que acordó antes la cita, no quería saber nada más de citas a ciegas, al menos el resto del día, sorbió por última vez de su tapioca y tras dejar la pajilla, removió el vaso comprobando la cantidad de bolitas de gelatina que quedaron al fondo. Deseaba destapar el vaso y pegarselo a los labios para que las bolitas cayeran a su boca y así pudiera masticarlas... pero quizás sería algo no grato para ese modelo que yacía a su lado acompañándole. Prefirió dejar el vaso nuevamente en la banca, en medio de los dos. Había llegado a ese punto en que no sabía de que hablar con alguien a quien apenas conocía, quizás con los años olvidó como socializar... si es que alguna vez lo hizo en realidad. Miró de reojo al rubio, estando seguro de que este no le vería, quizás, aceptar aquella tonta apuesta no fue tan mala idea después de todo, le había permitido conocer a alguien agradable por un día.
Humano
Mensajes :
112

Ver perfil de usuario
Alexander Kinti

Volver arriba Ir abajo

Re: De encuentros y mala suerte [Priv. Alexander]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.