• Usuario
  • Ultimos temas
Últimos temas
» Chicos +1, chicas -2 [Juego]
Miér Nov 15, 2017 10:16 pm por Dante Romanov

» La infortunada vida del gato negro —PV
Jue Nov 09, 2017 9:18 pm por Aleska Hepburn

» El principio del entrenamiento [priv Akari]
Sáb Oct 14, 2017 5:32 am por Akari van Helmont

» Peligro en la noche [Priv. Dante Romanov]
Mar Oct 10, 2017 4:51 pm por Draven

» Busqueda Implacable de Nieve [Priv. Emile]
Miér Oct 04, 2017 5:57 am por Akari van Helmont

» [Trama #2] Ojo por ojo y...
Mar Oct 03, 2017 6:53 am por Faith Xiang

» Cela est vrai art de la rue [+libre+]
Mar Oct 03, 2017 6:24 am por Anthony Hershel

» Investigación Helada[Priv Sigrid]
Dom Oct 01, 2017 4:21 am por Sigrid Rowan

» Reglamento del foro [Actualizado 2017]
Sáb Sep 30, 2017 7:56 am por Ash Daggers

» El odio que incrementa. [Libre]
Miér Sep 27, 2017 10:13 am por Juni Koriuchi

» ¿Puedes llegar a amarme? [Dante Romanov] -flashback-
Dom Sep 24, 2017 9:52 pm por Jacques Romanov

» Sound the bugle now [+Adam Benett+]
Dom Sep 24, 2017 9:16 pm por Jacques Romanov

Foros Hermanos (2/4)
Dir. y Rec. (3/8)
Afiliación Élite (38/45)

Solo un simple juego (Priv.Emile.)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Solo un simple juego (Priv.Emile.)

Mensaje por Asrath Rorschach el Mar Ene 24, 2017 7:17 am

¿Qué es la vida sin un poco de diversión a costa de otros? Nada, solo es algo aburrido y monótono.

Desde hace poco la joven de ojos azulados había estado un poco… ¿Aburrida? Si, se podría decir o considerar. La situación academia no era algo que le interesara, las personas parecían… Ser lo que ella catalogaría como juguetes desechables, es decir, nada divertidos o entretenidos. Ya comenzaba a sentirse mosqueada ante tal situación, si no hacía algo que le divirtiera pronto terminaría por cometer una brutalidad, eso no era nada bueno para aquellos que le rodeaban.

La única cosa que parecía detener a la inquieta Asrath parecía ser su confiable IA, le entretenía con aquellos datos extraños, le daba locas ideas que lograban distraerla un rato y dejarla más tranquila. Pero, nada se comparaba a la idea que aquella inteligencia artificial le dio aquella noche. << ¿Por qué no va a un parque de diversiones a divertirse? >> Dijo la máquina. Tal vez, solo tal vez, no fue con las mismas intenciones que a la joven le empujaron a que sonreirá de una forma picara y maliciosa; Una nueva diablura, no, eso era poco. ¡Era un nuevo juego sin duda! ¿Por qué ella no pensó en eso antes? Se cuestionó fervientemente, pues al razonarlo un parque de diversiones tenía mucho material, era una potencia sublime que explotar, toda una mina de oro ante sus joviales ojos.

Monstruosos juegos mecánicos, incontables cantidades de metal, piezas que sin duda al faltar solo una causarían un gran desastre. Sin duda sería deleitante para sus sentidos ir a tal lugar.

Apenas estaba anocheciendo y Asrath ya se encontraba en la entrada del parque. Usaba una playera de color verde oscuro sport, un short de mezclilla que apenas y se veía por lo largo y holgada de la playera. Su estilo era confort y aquello se notaría más por los tenis de color gris claro que usaba. Su cabello estaba recogido en una coleta alta dejando solo unos mechones y aquel flequillo que adornaba su rostro junto a sus gafas de armazón carmín, que era un juego al azar en color con su suéter del mismo tono de rojo.

Un brillo especial se podía ver en sus ojos, no era el simple alumbrado del parque, era algo mucho más al fondo de lo que parecía. Asrath estaba entusiasmada. Simplemente no podía evitar sentir lo excitante de la situación. Pese a la hora aún había mucha gente, aunque en mayoría fuesen parejas o grupos de jóvenes. El lugar era enorme, lleno alrededor de frondosos árboles, pero sin duda alguna aquello, la hermosa vista natural o nocturna le valía poco a la chica. –¡Ñiiii!- No pudo evitar emocionarse de mayor forma al ver desde la entrada el monumental tamaño de la principal atracción, un juego mecánico de gran velocidad que en verdad retaba la resistencia de las personas.

Pero su ilusión fue frenada de golpe cuando un par de jóvenes se acercaron a ella. Por pura inercia les volteo a ver, no eran nada nuevo o diferente a lo que siempre se veía en las calles, revistas o esas cosas que hoy en día las chicas normales ven. << Hola. ¿Esperas a alguien? ¿Si estás libre te gustaría pasar con nosotros?>> A cualquier chica sin duda aquello le emocionará. Eran atractivos ante el ojo de la pubertad y tal vez de algunas mujeres maduras, pero… Asrath no era cualquiera ¿o sí?

Les regreso una amable sonrisa y con un dulce gesto ello negó con la cabeza.-Claro me gustaría.- Dijo con total claridad. Pero, eso no fue todo obviamente. – Pero por desgracia debo decir que me gustaría pedirles un favor si no es molestia.- Un afligido gesto de una chica inocente que pasaba por un mal y preocupante momento, un gesto que a cualquiera somete, uno que oculta la sonrisa macabra que en realidad tiene.- Discúlpenme por favor, pero lamento decir que no tengo ni un solo centavo. Sin querer olvidé mi cartera en el transporte apenas lo había notado. ¿Eso será molestia verdad?- Juzgando la cara de ambos jóvenes y sus palabras ella regresó una sonrisa entusiasmada y agradecida.

Había conseguido entrar gratis. Las ventajas de ser mujer.

-Umm que rico… -Dijo Asrath después de probar su helado. Ella si mucho problema había logrado que pagaran su entrada y le compraran dulces, la mayoría los llevaba dentro de su mochila azul y su paleta, pues en la mano saboreándola. –Valió la pena soportar sus tonterías, bien ahora a donde debo ir ummm….Se ven atractivos muchos juegos. ¿Alguno lograra que vomite?- Si, estaba sola frente a los carritos chocones, no le costó nada perderlos diciendo que debía ir al tocador. Nunca volvió obviamente, ahora ella quería divertirse, molestando a otros, viendo que tan alto ella tiene su límite, el poder de aquellos juegos y ¿Por qué no? Causar un poco de caos.







Asrath  {Rorschach}
...
Expediente❝¿Que vez en la mancha?❞

Humano
avatar
Mensajes :
18

Ver perfil de usuario
Asrath Rorschach

Volver arriba Ir abajo

Re: Solo un simple juego (Priv.Emile.)

Mensaje por Emile Mendler el Mar Abr 04, 2017 4:28 pm

Distraer y despejar la mente antes de cualquier cosa ¿no? Esa era la mejor decisión que podía hacer después de dormir las horas necesarias. De verdad, cualquier cosa estaría bien para sacarse de la cabeza que tenía tarea pendiente y horarios que cumplir. Simplemente no era su estilo permanecer tanto tiempo concentrado en algo tan trivial como sus obligaciones; por eso mismo en cuanto pudo librarse de su propia prisión mental, salió corriendo hacia el parque de diversiones más cercano, o si al lugar que poseyera ese nombre. No lo iba a admitir, pero era la primera vez que iba a uno en mucho tiempo.

Le tomó unos minutos, los suficientes para que se asegurara de no perder dinero alguno. Si algo tenía bien entendido, es que en ese lugar iba a gastar tanto dinero como fuera posible. Comida, juegos, y los clásicos donde solo te roban dinero por un premio barato y feo. No se perdería ninguno, o al menos ése era su plan. ¿Qué iba a saber él de lo que le esperaba dentro? Así, pagó su boleto de entrada, y comenzó a caminar perdidamente por el lugar; sin un rumbo fijo solo vagó y vagó, comiendo tantas porquerías como su estómago era capaz de aguantar. Y sin embargo, con tanta distracción, su mente todavía seguía un poco estresada... Era un tremendo fastidio pensar en cosas sin importancia.

Entonces sucedió. En medio de todas las personas que pudo haberse encontrado, ella estaba ahí. Ni siquiera tenía que mirarle completamente el rostro; ese maldito tono de voz lo decía todo: Era la misma loca sin razonamiento que había lanzado algo valioso a una pelea callejera. Aunque había sido divertido, no entraba en el sentido común hacer tal cosa. Por ello, Emile la tuvo por una idiota o alguien con un razonamiento diferente al "normal". Ni siquiera se quiso mover; ella estaba a unos pasos de distancia, pero no tenía ganas de tratar con ella. Por lo que caminó, chocó con ella a propósito y le tiró encima una envoltura de gomitas de osos encima.

Y ahora que lo pensaba mejor... ella seguramente no sabría ni quién era. Sí, no había forma en que pudiera reconocerlo. Al final, él no recordaba haber intercambiado palabras... ¿o sí lo hizo? No, no había forma de que eso fuera posible. — Eh... Lo siento por eso. Creí que eras otra persona. — Una mentira tan cliché como cualquier otra. Pero en ese momento bastaba y sobraba para deshacerse de cualquier sospecha. Tampoco es que se preocupara mucho por ello, pues ni trató de ayudarle en algo. Sólo se quedó de pie con una sonrisa burlona en el rostro.

¿Vienes de paseo? Es un lugar enorme. Te deseo suerte... — Una llama desafiante se podría decir que apareció en los ojos de Emile. Si de verdad ella pudiera reconocerle, entonces la estaba retando a hacerlo. Lo había visto con sus propios ojos: La forma tan poco convencional de sacar provecho a situaciones con gente de poco alcance mental. En otras palabras, quería saber si la muchacha seguía siendo la misma o si solamente actuaba así cuando estaba sola. Y así, se mantuvo de pie, observándola con las manos guardadas en los bolsillos.
Bruja/Mago
avatar
Mensajes :
29

Ver perfil de usuario
Emile Mendler

Volver arriba Ir abajo

Re: Solo un simple juego (Priv.Emile.)

Mensaje por Asrath Rorschach el Sáb Mayo 27, 2017 7:44 am

Los gritos de las personas que sienten la adrenalina por los juegos, ese sonido angelical, el mismo que sacaban en llanto aquellos que no soportaban los juegos. Incrédulas personas que no entendían sus límites, algo tan básico en toda persona, pero al parecer muy difícil de entender para la persona promedio. Le fascinaba ver la inocencia estúpida, aquellas ideas tan obsoletas con sus sueños tan infantiles, cosas que carecían de sentido en realidad y que ellos imaginaban eran las más importantes y acertadas. Estaba en un lugar tan divertido con tanta carne fresca...

¿Que pasaria si faltaba una pieza en ese juego? No le importaba, deseaba que eso pasara.

¡Eso era algo que sería tan adorable!

No pudo evitar hacer un tierno gesto de emoción, a más de uno encanto con ello y las miradas se centraron en su persona sin saber que pasaba, sin conocer que su mente imaginaba escenarios donde la gente corriera sin control, donde el escenario se volviera un hermoso parque de supervivencia donde ella fuese la emperatriz que moviera las manecillas aquella noche, quería ser la señora del tiempo y el caos. ¿Si ellos soñaban cosas tontas porque ella no? -¡Bien ya se!.- Expresó con entusiasmo antes de ser empujada.

La gravedad fue contra suya, su retaguardia se dejo jalar por la invisible fuerza, sus piernas se volvieron torpes y no lograron soportar el peso, su cabello se movió algo brusco y sus lentes se cayeron por el movimiento, algo simple, un accidente ante los demás, pero obvio que fue aproposito para la azabache, cuyo trasero tocó el suelo de golpe. ¡Vaya que dolor! Levantó la mirada en busca del culpable y solo logro ver algo. Interesante...

Un chico de aspecto menor a ella, su cabello corto de un tono azul aqua, mas verdoso que nada pero estaba segura era azulado, unos ojos de un interesante tono ambar. Un mocoso a simple vista, pero si su memoria fotográfica no le fallaba, el habia estado en aquel divertido almacén clandestino ¿Un puberto en ese tipo de lugares? ...Bueno quien era ella para cuestionar cuando ella misma asistió y causó revuelo. Entonces la sonrisa de la joven se mostró por unos segundos por aquellas palabras, pero enseguida cambió a un gesto temeroso, uno que no tardó en mostrar lagrimas para gritar.- ¡HAY COMO DUELE!- Y empezó a llorar como una mocosa que se cayó de un columpio. Se llevó ambas manos a sus lindos ojos llorosos y los limpio de forma infantil, la gente no dudo en acercarse y de paso, mirar en mal aquel chico, no tardaron los "jóvenes valientes" que le empezaran a decir de cosas por tratar mal a una chica y no pedir disculpas.

Asrath se levantó llorosa y mostraba como una chica noble que se calmaba poco a poco.-Perdon, no queria hacer un escandalo.- Agacho la mirada, juntando sus manos en su pecho como si de un ratón inofensivo se tratara. La gente juzgaba, muchos querían romperle la cara al tipo ¿¡Hacer llorar a una joven inocente y hacer que se disculpe!? ¡Que cosa más indigna ante la sociedad! Todos atacaban al chico con groserías y muchos querían irse encima, nadie notaba que la chica traía el gesto de la diversión en sus ojos, mismos que se ocultaban por aquellos lentes rojizos.- Por favor no molesten a mi novio.- Dijo como si asustada estuviera, muchos miraron desconcertados pensando que pobre chica vivía en una relación tóxica, otros pensaban en la suerte del mocoso, y lo idiota que era al tratar a una bella novia asi. Pero Asrath no era una bella novia, por lo menos no mentalmente. - Lo siento causó muchos problemas vamos.- De forma tímida tomo su mano y le jalo, la gente se movió y una sonrisa de victoria ella mostró al chico para susurrar.- Es divertido cuando la gente es tan ingenua ¿verdad? - Entrelazo sus dedos con los de el.- ¿Estas seguro que quieres jugar conmigo ....Cielo? .- Era claro que Asrath ya se estaba divirtiendo a costa de el, pero bueno, la invitación a jugar con ella era bastante clara.


Asrath  {Rorschach}
...
Expediente❝¿Que vez en la mancha?❞

Humano
avatar
Mensajes :
18

Ver perfil de usuario
Asrath Rorschach

Volver arriba Ir abajo

Re: Solo un simple juego (Priv.Emile.)

Mensaje por Emile Mendler el Mar Mayo 30, 2017 5:03 pm

Eso tenía que ser una grandísima estupidez. La estaba mirando hacer un enorme show para nada. Aunque la hubiera tirado de verdad, y que todo fuera a propósito, no por eso tendría que soportar semejante escena por alguien que no conocía. Incluso en ese momento, cuando todos querían echarse sobre él y molerlo a golpes, la calma que mostraba Émile hizo que algunos retrocedieran antes de siquiera hacerlo.
Estaba calmado, sí, pero aún así su cuerpo emanaba una rabia y disgusto que, si no fuera por que se limitaba, habría citado algún hechizo elemental.

Claro que ni siquiera él pudo haber pensado en la retorcida idea que alguien como ella podría decir. ¿Acaba de decir que eran pareja...? Entonces sí que estalló en molestia. Chasqueó la boca y sonrió como si el orgullo que tenía hubiera sido encendido con la llama de la guerra. Tal como lo había pensado, la muchacha que tenía enfrente era una loca de primera. Su percepción estaba tan dañada que seguro no pensaba como todos los demás. Era...divertido, mas no tenía tiempo para perder con alguien como ella, no al menos ese día en especial...

Por eso mismo decidió dar media vuelta, y comenzar a caminar lo más lejos que pudiera. Si tuviera que se honesto, no quería lidiar con alguien que pudiera meterlo en más problemas, y estresarlo antes de que pudiera descansar un poco. Soltó un suspiro, pero no por eso se detuvo... Sin embargo otra vez fue adelantado por la muchacha que hasta hace unos segundos estaba hablando como si fuera una niña agradable. ¿Le había dicho... "Cielo"? Agachó la mirada ligeramente, solo por unos segundos se mantuvo ahí sin decir nada, deteniendo todo movimiento de su cuerpo...

Y después todo de él explotó en una sola mirada de enojo; el cabello le había tapado el ojo izquierdo, mas el derecho demostró qué tan irritado estaba con la muchacha, pues llevaba un brillo peligroso. Claro que si demostraba ser alguien peligroso, como por ejemplo, recitar algún hechizo en público, seguro que después tendría a gente aún más poderosa encima. No hizo nada más que soltar un suspiro, seguido de una calma aplastante. Qué aburrido se había puesto todo, o mejor dicho, qué embrollo tenía a lado ahora.

Escucha esto: No sé qué quieras, pero te recomiendo no me jodas mucho... ¿Entendiste? — Fue cuando, con una sonrisa orgullosa, le dio una leve descarga eléctrica en la mano a Asrath, la cual no soltó hasta que estuvo satisfecho. Lo más seguro es que ella tuviera las piernas entumidas, y el rostro adormilado; después de todo solo fue una leve probada de lo que podría hacer...
Y una vez que le soltó la mano, se puso delante de ella, y esta vez le extendió la mano opuesta con la que le había dado la descarga. — Es un gusto verde de nuevo, Ca-ri-ño. Como ya sabrás, mi nombre es Émile... — No había frase más sarcástica que ésa... Si la muchacha quería jugar así, él no tenía problema en seguirle el juego. Otro día se encargaría de deshacerse de ella...
Bruja/Mago
avatar
Mensajes :
29

Ver perfil de usuario
Emile Mendler

Volver arriba Ir abajo

Re: Solo un simple juego (Priv.Emile.)

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.